Episodio #12 – el equilibrio y el desequilibrio emocionales

Para obtener altos rendimientos deportivos o de trabajo en los perros, necesitamos animales desequilibrados

Si un perro estuviera en equilibrio emocional, sería un perro tan feliz como inútil para el trabajo intenso.

La actividad viene de la insatisfacción.

Hacemos algo cuando nos falta algo.

Hace un tiempo leí unos párrafos de un conocido psiquiatra en una de sus libros, su hijo le había consultado “papá, es cierto que los hijos somos consecuencia de la insatisfacción de los padres”, ante lo que el psiquiatra y padre le tuvo que responder “la verdad es que sí”.

Cualquier cosa que hagamos responde a un desequilibrio entre lo que poseemos y lo que necesitamos.

Cualquier profesional del márketing lo sabe: el comportamiento del consumidor deviene de descubrir una necesidad, y una necesidad es un desequilibrio.

La palabra “emoción” de poner en movimiento, y solo se pone en movimiento lo que tiene un desequilibrio, si estuviera equilibrado permanecería estático.

¿Es malo el desequilibrio?, no, por supuesto que no. Pero como todo en la vida todo depende de la dosis.

Una insatisfacción permanente genera acción, pero a la vez un ese exceso de insatisfacción destruye el sistema nervioso.

El problema son los excesos. Los humanos tendemos a no conformarnos con nada, tenemos esa tendencia a la insatisfacción. En ocasiones no nos alcanza con que el perro tenga un buen comportamiento, queremos una obediencia enfocada, atenta, tensa, queremos un perro que se desespere por obedecer, y que luego desespere por recibir una nueva orden y luego otra, y otra más.

Y luego querremos participar en una competencia de disciplina.

Si el perro es obediente pero no gana, querremos más, lo queremos en el primer puesto. Con su mirada fija en nosotros, desesperado por que demos cualquier orden para responder a toda velocidad.

No nos conformaremos con esa medalla, querremos otra, la copa más grande que exista, y otra más, y más obediencia, más velocidad en responder, más tensión, más foco, más proactividad, y más, más, más.

Trasladamos así todos nuestros desequilibrios humanos y los proyectamos en los perros.

Hoy hablamos de este tema, y de como a un perro gran campeón de competencias de adiestramiento, era imposible sacarlo a dar un paseo.

Hablamos también con Esteban Gutierrez, psicólogo canino de Bogotá y propietario del centro de modificación de conductas Bacán, quien vive en completo equilibrio trabajando perros en una reserva forestal.


 

Colaboraciones:
Locución María Aranda
Cortina musical de Ella Joy Meir 
Usas spotify? haz clic aquí

Usas aplicación Ivoox? suscríbete aquí

Episodio #11- la nariz canina es mucho más que el lugar donde empieza el perro

Si hablamos de olfato canino, podemos compararlo con nuestro sentido de la vista

Cuando entramos en una cocina, podemos decir “hay olor a un estofado”.

Sin embargo el perro no diría eso. Él diría “hay olor a un estofado que lleva 22 minutos en el fuego, que tiene 2 trozos de carne de 300 y 250 gr, una mazorca, tres papas medianas …. “

El sentido del olfato canino es analítico, por su conformación sensora como por su procesador de información en el cerebro.

Si queremos saber cómo se siente, podemos compararlo con nuestra vista. Nosotros iríamos a la olla, la destaparíamos, y haciendo uso de nuestro sistema visual analítico y selectivo, podríamos decir lo mismo que dijo el perro al oler.

Lo paradójico es que cuando hablamos de la vista, ellos tienen la misma limitación y globalidad que nosotros con el olfato, es decir, ellos no podrían analizar con la vista como analizamos nosotros, y nosotros no podemos analizar con el olfato como analizan ellos.

Somos macro-ópticos y ellos macro-osmáticos

Hablamos con Luis Marín, gran profesional que trabajó toda su vida con perros operativos combatiendo el narco terrorismo,y ahora se dedica a la formación de cuadros policiales y militares, y la preparación de perros para proveer a las fuerzas de seguridad.


Colaboraciones:
Locución María Aranda
Cortina musical de Ella Joy Meir 
Usas spotify? haz clic aquí

Usas aplicación Ivoox? suscríbete aquí

Episodio #10- la hiper socialización, un error que genera estrés

 

Entre los lobos, no existen manadas multitudinarias como la de César Millán

En la TV se ha popularizado la idea de que el perro debe socializar compulsivamente. Hay que llevarlo a parques distintos todo el tiempo, que conozca muchos perros.

Esto es un gran error.

Biológica, evolutivamente, neurológicamente, ni los perros ni nosotros somos animales preparados para albergar tantas relaciones en nuestra psiquis.

Analizamos aquí el tema en profundidad y comprobarás que llevar a tu perro a distintos parques todo el tiempo es como cambiar a un niño de jardín o escuela todas las semanas para que conozca amigos y maestros nuevos todo el tiempo.

Hablamos también con Andrés Morales, otro gran educador canino que se formó en nuestra escuela. Fue hace ya más de 11 años en un curso que dictamos en Argentina, pero luego nos vimos en otros cursos que dictamos en Colombia. Con él forjamos una gran amistad. Dos adiestradoras españolas de nuestra escuela estuvieron alojadas en su casa con su familia durante mucho tiempo, trabajando codo a codo en su escuela. Una persona muy querida por todos los que le conocen, que tiene muchas historias para contar en su carrera.


 

Colaboraciones:
Locución María Aranda
Cortina musical de Ella Joy Meir 
Usas spotify? haz clic aquí

Usas aplicación Ivoox? suscríbete aquí

Episodio #9- ¿la comparación lobo/perro es igual a humano/chimpancé?

 


Una afirmación que demuestra profunda ignorancia

Está claro que el conductismo se basa en una superficial premisa del condicionamiento operante, y que deja de lado emociones, cognición, biología, y mil cosas más.

Se ha publicado hace un tiempo que hablar del perro como del lobo es lo mismo que hablar del humano comparando con los chimpancés.

Es una de las tonterías más absurdas que se han podido publicar, porque en biología 15.000 años no es nada, pero 30 millones sí es un periodo de evolución importante.

Entre los humanos y los chimpancés hay 30 millones de años si nos vamos al nodo común, mientras que entre el perro y el lobo hay apenas 15.000 años, algo insignificante en términos biológicos al punto que perros y lobos son considerados la misma especie, y obviamente chimpancés y humanos no lo son.

Hablamos también con José Angel Bonilla Morón, gran educador canino que se formó en nuestra escuela hace ya casi 10 años y brinda sus servicios en Madrid, luego de haber viajado con nuestra escuela y luego por sí mismo por diversos países tanto de oriente como de occidente, experimentando la realidad canina en las distintas culturas.

Finalmente una reflexión que va de la mano con la letra de una canción extraordinaria.


 

Colaboraciones:
Locución María Aranda
Cortina musical de Ella Joy Meir 
Usas spotify? haz clic aquí

Usas aplicación Ivoox? suscríbete aquí

Episodio #8- la caza no es un instinto – y los perros son más extremos que los lobos

 


La caza no es un instinto

Hablamos sobre el mal citado “instinto de caza” el cual no existe, ya que es un comportamiento, se trata de troquelado, es decir algo que debe aprenderse.

Lo que existe es un impulso inicial de caza, pero la cinegética en sí es algo que se aprende y se analiza mientras se ejecuta, por lo tanto no es instintivo.

Los instintos no pueden modificarse en pocas generaciones, pero el impulso instintivo inicial puede ampliarse o reducirse por selección natural, y lo que se hizo con los perros fue intensificarlo, no disminuirlo respecto del lobo como muchas personas creen. Los lobos son mucho más moderados en sus impulsos de caza que la mayor parte de los perros.

Luego de la explicación no te quedarán dudas.

Hablamos también con Malena Estrada, propietaria de un centro de modificación de conductas en México


 

Colaboraciones:
Locución María Aranda
Cortina musical de Ella Joy Meir 
Usas spotify? haz clic aquí

Usas aplicación Ivoox? suscríbete aquí

Episodio #7 – cuando los perros enseñan a leer

Edgar Nuñez es un docente, adiestrador canino y filósofo. Hace ya varios años tomó contacto con nuestra escuela, se capacitó con varios cursos y finalmente avanzó sobre las técnicas de perros para incentivar a la lectura.

Sus metodologías se profundizaron y las nutrió con investigaciones científicas. Hoy ya ha recibido premios internacionales y su programa se expande por distintos países.

En el programa de hoy, una charla imperdible con el creador de Leer Está de Pelos


Colaboraciones:
Locución María Aranda
Cortina musical de Ella Joy Meir 
Usas spotify? haz clic aquí

Usas aplicación Ivoox? suscríbete aquí

Episodio #6 – fobia a los perros: se teme a lo que no se conoce

Alejandro Ramirez estaba sentado ese primer día en un lugar intermedio. Era una mañana en San Mateo, Costa Rica, hacía calor como era de esperarse.

Nos estábamos apenas presentando. Aproximadamente una veintena de participantes de lo que sería el curso de adiestramiento instintivista. Había provenientes de España, Guatemala, Nicaragua, Venezuela, México, además de los locales costarricenses por supuesto.

Alejandro hizo una aclaración:

” quería comentar un problema, yo tengo fobia a los perros, en realidad por eso vine.”

No le di importancia al asunto, “cuando conozcas mejor a los perros se te va a pasar”

Fue toda una experiencia muy interesante y a Alejandro le cambió la vida, tal como relata en esta conversación.


Colaboraciones:
Locución María Aranda
Cortina musical de Ella Joy Meir 
Usas spotify? haz clic aquí

Usas aplicación Ivoox? suscríbete aquí

Episodio #5 -entendiendo el disc dog más allá del deporte

En mi libro Los Ángeles de Wakán Tanka hablo del deporte del deporte del disc-dog o frisbee como una de las primeras actividades surgidas entre el hombre y el perro.

Puede pensarse que es una locura, sin embargo el principio con el que comenzó la relación de nuestros antepasados con los lobos fue el mismo que hoy mueve al perro a hacer este deporte.

Como cazadores corredores cooperativos por acoso, nosotros indicábamos la presa elegida mediante gestos corporales, y seguidamente les lanzábamos palos o piedras. Ese objeto arrojado es una extensión nuestra hacia la presa. En uno de los párrafos dice textualmente:

” La explicación que surge al final de todo, es que la mano humana, es homóloga al hocico canino. La mano humana lame a los cachorros al acariciarlos, es decir actúa como boca. La mano humana regurgita comida, como lo haría un lobo adulto, cuando alimenta los perros, es decir que una vez más actúa como boca. Transporta a un cachorro tomándolo del pescuezo, otra vez actúa como boca. Es lógico esperar que, si los lobos y perros ven a nuestras manos como bocas, interpreten nuestra señalización como que estamos apuntando con el hocico. A esto sumamos que todo el cuerpo apunta en esa dirección, como hacen los lobos alfa, y que colocamos nuestra intención, nuestra energía pulsional en esa presa, todo nuestro cuerpo y nuestra mente esta puesta en la presa, al igual que hacen los lobos alfa, con ello, el perro sabe hacia donde debe ir a poner todas sus energías predatorias.”

 


Colaboraciones:
Locución María Aranda
Cortina musical de Ella Joy Meir 
Usas spotify? haz clic aquí
Usas aplicación Ivoox? suscríbete aquí

 

 

Episodio #4 – el camino que guía en la educación

¿consideras útil trazar un camino que guíe la educación de tus hijos? ¿Alguna vez pensaste en ignorar todos los logros y buenas acciones de tus hijos y reconocerles solo el momento en que se reciben de algo en la universidad? … ese absurdo es el que se aplica con muchos métodos que pretenden educar caninos. Lo comprenderás en este episodio

También conversamos largamente con Eduardo Cottet, un adiestrador profesional de Argentina que se formó en nuestros cursos y hoy es muy solicitado por los propietarios de mascotas caninas.


Colaboraciones:
Locución María Aranda
Cortina musical de Ella Joy Meir 
Usas spotify? haz clic aquí
Usas app de Ivoox? suscribe aquí

Episodio #3 – los perros y la magia del contacto

los perros y la magia del contacto. La primera relación social del cachorro, su influencia en su mundo de sensaciones. Detalles que parecen menores se convierten en la base de todo cuando comprendemos sus mecanismos. Hoy hablamos del contacto con los perros.

Además tenemos una conversación telefónica con un biólogo y adiestrador español, mi gran amigo Juan Luis Repeto Montero. Quien abrazó la biología por amor a los perros y hoy es profesional del adiestramiento y la educación canina.

Dos temas: los perros y la magia del contacto, y una charla amena sobre la relación del hombre y el perro.

Canal de youtube de Juan Luis Repeto Montero


Colaboraciones:
Locución María Aranda
Cortina musical de Ella Joy Meir
Usas la app Spotify? haz clic aquí
Usas la app Ivoox? suscribe aquí